La vuelta a los años 60 de Jaguar no podía gustarnos más. La firma de vehículos de alta gama acaba de presentar su revisión del modelo E-Type Lightweight, uno de los estandártes de la automoción de la década que más fascinación ha causado en cuanto a tendencias, de todo tipo, se refiere.

La firma Jaguar acaba de presentar 6 modelos exclusivos de su clásico E-Type Lightweight de los que solamente podrán disfrutar 6 afortunados en el mundo. Estos seis vehículos tienen una misión histórica, completar la serie de 18 vehículos prevista allá por 1963 y que nunca se llegó a finalizar, puesto que sólo 12 salieron de las instalaciones de Jaguar en Browns Lane (Coventry). Ahora, estos seis modelos saldrán de las mismas instalaciones en, prácticamente, las mismas condiciones.

Pero Jaguar tiene una sorpresa más reservada para los afortunados….

Su asociación con la firma relojera Bremont Watch Company les permite acompañar a cada uno de estos excepcionales vehículos con un complemento inmejorable. Un reloj exclusivamente creado para la ocasión, también en edición limitada de seis unidades, que tienen grabado el número de chasis de la unidad con la que está emparejado y contarán con detalles inspirados en el clásico deportivo británico, como las manecillas biseladas que reproducen las agujas de la instrumentación, la corona grabada con el dibujo de los neumáticos de competición o la correa del mismo cuero Connolly que se emplea en el habitáculo del E-Type Lightweight.

Jaguar_Bremont_01

La creación del reloj resultó ser un proyecto fascinante, dado que pudimos tener acceso a los archivos de Jaguar para determinar, por ejemplo, la fuente exacta de los caracteres numéricos utilizados en la esfera de los cuentarrevoluciones originales. El hecho de que únicamente nos solicitaran seis ejemplares nos ha permitido ser muy creativos de un modo que no siempre resulta posible cuando se diseña un reloj para ser producido a gran escala. De ahí que hayamos podido incluir detalles tales como el empleo de madera genuina para el aro del rotor de cuerda que simula un volante. En esencia, es como si cada reloj hubiera sido diseñado de forma personalizada.

El reloj, inspirado directamente en el vehículo, presenta una esfera negra de 43 mm de diámetro que se asemeja al cuentarrevoluciones de un Lightweight e incluye un discreto cuadrante que representa la `zona roja´. Las manecillas biseladas de las horas y los minutos reproducen fielmente la aguja del tacómetro de la instrumentación, mientras que el número de chasis del vehículo correspondiente figura grabado en la posición de las 6 horas.

El anillo central de la caja de oro blanco ha sido elaborada con aluminio procedente de la construcción de los paneles de carrocería del nuevo Lightweight y se anodizará para que coincida con el color del vehículo al que complemente.

Otros detalles incluyen una corona en la que se ha grabado el dibujo de los neumáticos de competición clásicos por Dunlop que se instalarán en los futuros Lightweight, así como una correa confeccionada con el mismo cuero Connolly empleado en el revestimiento interior del vehículo.

La parte posterior de la caja descubre otra referencia al vehículo en forma de un rotor de cuerda automática, visible a través de un fondo de cristal de zafiro, que constituye una extraordinaria miniaturización del volante con radios de aleación de un E-Type Lightweight, provisto incluso de un aro de madera original. En la parte posterior de cada reloj también figura el número de motor del vehículo con el que está asociado.

Jaguar colaboró por primera vez con la firma de relojes originaria de Henley-on-Thames durante el lanzamiento en 2010 del innovador Jaguar C-X75, para el que Bremont diseñó un reloj analógico exclusivo para el salpicadero, en consonancia con el carácter futurista del híbrido de 778 CV y 330 km/h.

Ahora, las dos firmas británicas por excelencia han reforzado su alianza tras el anuncio a principios de este año del proyecto del E-Type Lightweight que la división de Special Operations de Jaguar Land Rover va a completar a través de su división Jaguar Heritage.

Los nuevos vehículos son los seis restantes del proyecto Special GT E-Type que inició su andadura en febrero de 1963 con el propósito de construir 18 unidades y del que finalmente, solo se construyeron una docena. Los seis números de chasis restantes han permanecido en estado latente hasta ahora, ya que los seis nuevos vehículos con carrocería de aluminio llevarán los históricos números de chasis originales de aquellos E-Type Lightweight de los 60.

Cada uno de ellos se construirá con arreglo a las especificaciones exactas del último E-Type Lightweight producido en 1964, y se fabricará artesanalmente en las mismas instalaciones de Jaguar en las que el E-Type fue ensamblado por primera vez: la planta de Browns Lane, en Coventry, Inglaterra. Los vehículos se venderán como vehículos de competición de época y todos ellos podrán ser homologados por la FIA con fines competitivos.

Ganador de varias competiciones en manos de destacados pilotos durante su breve trayectoria deportiva, este vehículo ha alcanzado la fama a escala internacional y actualmente los ejemplares originales están valorados en varios millones de euros. Para la recreación del E-Type Lightweight, Jaguar Heritage se ha beneficiado de la extraordinaria pericia y experiencia de numerosos ingenieros y técnicos de gran talento que ya están trabajando en varios departamentos de Jaguar.

A finales de este año se dará a conocer un reloj de pulsera de edición limitada más accesible de cuyos detalles se informará próximamente.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.