El hubiera preferido ser futbolista, que también le pega bastante, pero después de participar en varias series y películas desde los siete años, la llegada de Física o Química (la serie que lo catapultó) fue definitiva para que se quedara en los escenarios.

Actor desde hace tanto, ya casi 20 años, que jamás dirías que tiene solo 26. Y no por que se conserve mal, nada de eso, si no por que llevamos tanto tiempo oyendo su nombre en las series de mayor éxito de la televisión que cuesta creer que sea tan joven. Pero sí, y además con las ideas muy claras.

Aprovechamos su papel protagonista en el musical El Guardaespaldas para conocer mejor a Maxi. Sus inicios, cómo vivió el fenómeno fan y el cambio que supuso en su vida y, por su supuesto, sobre sus proyectos profesionales.

¡Bienvenido a MADMENMAG!

MADMENMAG-Diciembre-2017-MAXI-IGLESIAS-COVER-web

Fotos Omar Ayyashi
MUAH The Lab Makeup Studio para MAC Cosmetics y GHD
Realización y entrevista Manu Bermúdez

 

Llevas bastantes años de carrera para lo joven que eres. Cuéntame cómo llegó la interpretación a tu vida…

Realmente mi primer trabajo fue con seis años en la película “La pistola de mi hermano” de Ray Loriga. Así que sí, empecé muy joven. Luego ya llegó Hospital Central. Pero era todo a modo de hobby. Nada de típico niño artista que tiene muy claro lo que quiere ser desde pequeño. Yo me lo pasaba bien pero no pensaba que me fuera a dedicar a ello. Pero bueno, a raíz de hacer varios capitulares en Cuéntame, Hospital Central, otra película a los quince años,… ya me empezó a entrar el gusanillo y justo en ese momento me dieron la oportunidad de entrar en Física o Química desde el comienzo. Nunca había podido trabajar un personaje así, no había tenido la ocasión, y cada vez me sentía más cómodo, con más ganas de aprender. Me di cuenta que esta profesión no es solo es estar delante de la cámara con cara de niño bueno o niño malo. Quizá fue ahí donde me di cuenta de que si me preparaba y me esforzaba podía hacer de la interpretación mi forma de vida.

Entrar en un mundo como el de la interpretación tan joven ¿Qué supuso para ti y para tu entorno?

Como te dije antes, era un hobby. No se imaginaban que iba a ser algo a largo plazo. Yo, si me preguntas en ese momento, te hubiera dicho que iba a ser futbolista. Mi familia estaba de acuerdo porque me hacía gracia y me lo pasaba bien, pero no es el típico caso de familia que te anima a hacerlo por el mero hecho de que “el niño sea famoso”. Nada de eso. Todo lo contrario, de hecho es una de las claves que me hacen sentirme con los pies en la tierra. La actitud de mi familia siempre ha sido de mucha normalidad con este trabajo. Si a mi me hace feliz, adelante. Estarían igual de contentos si me vieran feliz en cualquier otro tipo de trabajo.

SIGUE EN PÁGINA 2

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.